Contexto económico

Contexto político-económico

En 2008, la Argentina continúe con su expansión económica, que había caído durante la crisis del 2001. Sin duda, desde el año 2003, la Argentina inició un proceso de reactivación económica, aprovechando  la devaluación del peso para promover sus intercambios comerciales. El índice de crecimiento del PBI se  mantuvo constante en un promedio que oscila entre 8 y 9 % desde el 2003. Los expertos prevén una reducción al 5 % para 2009. Desde 2007, el gobierno de Cristina Kirchner conduce una política económica de intervención, que limita el acceso de inversiones extranjeras en ciertas áreas de la economía. Esta posición va en el sentido contrario de la política que caracterizó a la década del  90’, cuando el modelo era la apertura del mercado que terminó en una crisis sin precedentes en 2001.

El gobierno se enfrenta a una situación social que sigue sufriendo los efectos de la crisis. La inflación permanece constante y elevada (10% según las estadísticas oficiales), la tasa de desempleo afecta a gran parte de la población, 25% de los argentinos viven bajo la línea de pobreza. A pesar del conflicto sin precedentes entre el gobierno y el sector agroalimentario del primer semestre 2008, y de las críticas que sufrió por su política de estatización de sectores antes privatizados,  la Argentina posee recursos contundentes para enfrentar las dificultades.

El país posee una gran reserva de agua dulce y de alimentos. Su agricultura moderna, equipada y productiva se orienta hacia las exportaciones. Sus recursos naturales son considerables (cobre, gas, petróleo), su mano de obra calificada sigue siendo competitiva.

Situación de la Argentina

La Argentina inicia su 7º año de crecimiento con indicadores que igualan a los de China (entre 8% y 9% de promedio desde  2003). En los últimos 5 años la tasa de desempleo disminuyó considerablemente, entre el 7% y el 8% en 2007. La balanza comercial positiva desde el 2003 ha permitido al gobierno pagar su deuda al FMI en 2005. En 2007, el PBI en constante aumento arroja un valor de 6682 USD por habitante, o sea 8,5% más que el de 2006.

Los desafíos actuales

La inflación oficial es de 8,9% para el 2009; no obstante, varios  especialistas privados, y los mismos argentinos, pueden percibir una inflación real más próxima al 15% o al 20%. Ciertas señales dan cuenta de esta  preocupación y el gobierno procura rectificar el aumento de los precios mediante diversas herramientas de control : limitación a las exportaciones o incluso negociación directa con los actores de los sectores involucrados. Debe agregarse un contexto sindical con demandas de aumentos salariales que oscilan entre el 16% y el 19%, lo cual arrastra la economía hacia una espiral inflacionaria.

Debe señalarse que la Argentina, en 2008, expresó su voluntad de saldar su deuda con el Club de Paris (fondos reunidos tras la crisis por los países ricos para ayudar a la Argentina) con el objeto de promover el ingreso de inversiones directas del extranjero, por parte de los países del « Club de Paris ».

© 2017 CCI FRANCE ARGENTINE